Recámaras
Comienza a diseñar tu recámara

Comienza a diseñar tu recámara

‎Diseñar la casa de tus sueños no es tan fácil como parece. Si bien revisar muestras y buscar muebles puede parecer divertido, puedes sentirte abrumado por tu lista de tareas pendientes y perderte los aspectos esenciales. Esto lleva a muchos propietarios a cometer errores que interrumpen la funcionalidad y la estética de una habitación. Si quieres diseñar tu habitación como un profesional, ¡Estos son los pasos importantes para empezar!‎

‎Considera tus necesidades‎

‎Diseñar una habitación no se trata solo del aspecto estético. Si bien tu hogar debe verse bonito y elegante, también debe adaptarse a tu estilo de vida y necesidades. ‎

Algunas telas traerán un ambiente elegante al espacio, pero la limpieza puede convertirse en una verdadera molestia si tiene niños y mascotas. En este caso, opta por materiales de fácil mantenimiento que hagan que la limpieza sea una tarea menos desalentadora, puedes utilizar pegazulejo como un material para facilitar todas las actividades. ‎‎Además, no te olvides de la funcionalidad y la comodidad. Si bien ese elegante sofá se ve hermoso, puede que no sea cómodo.

‎Propósito‎

‎El propósito de la habitación jugará un papel crucial en la definición del diseño. Una habitación familiar debe proporcionar un amplio espacio para acomodar a cada miembro de la familia al tiempo que ofrece opciones de entretenimiento para todos. ‎

Un dormitorio tranquilo y silencioso puede convertirse en el lugar perfecto para establecer una oficina en casa si no tiene suficiente espacio en otro lugar.‎

Encuentra inspiración‎

‎Reunir inspiración para diseñar tu habitación es crucial a lo largo de todo el proceso. Ya sea que prefiera revistas de diseño o Instagram, asegúrate de elegir imágenes que se alineen con tu visión. Analizarlos puede ayudarte a definir tus deseos.‎

De hecho, los diseñadores te pedirán que muestres tu inspiración para comprender el estilo y el estado de ánimo deseados. Es posible que prefieras espacios oscuros y malhumorados, o casas escandinavas claras y aireadas. No mires las características específicas todavía, pero concéntrate en el concepto. ‎

Identifica las cosas que amas y toma las cosas de allí. Por ejemplo, supongamos que guardaste una foto de una sala de estar contemporánea. Incluso si este no es tu estilo, observa las características que te llamaron la atención. Tal vez te guste el espacio de planta abierta o la sutil mezcla de texturas.‎

‎Las proporciones correctas‎

‎Uno de los errores más comunes que cometen los propietarios es elegir el tamaño incorrecto de los muebles. Las proporciones incorrectas harán que una habitación se sienta apagada e interrumpirán su funcionalidad. Si colocas un sofá grande en un espacio pequeño, la habitación se sentirá pesada y estrecha.‎

Además, los muebles grandes pueden perturbar el flujo de tráfico. Para evitar estos problemas, asegúrate de planificar en consecuencia. Obtén una copia del plano o tome una cinta métrica y marque el piso para ver si las piezas encajan ‎con estilo. ‎