Cómo instalar calefacción por suelo radiante eléctrico

Atrás quedaron los días de salir de la bañera a un piso frío: la calefacción por suelo radiante eléctrico se está convirtiendo rápidamente en una parte esencial de cualquier diseño de baño.

No es necesario que los radiadores voluminosos ocupen un valioso espacio en la pared y el piso: puede tener libertad de diseño y mantener los dedos de los pies tostados al disfrutar del lujo asequible de la calefacción por suelo radiante eléctrico.

¿Puedes instalarlo tú mismo?

Si. Sin embargo, la conexión de la electricidad y la prueba del suministro debe ser realizada por un electricista calificado, por lo que todavía hay algunos aspectos del trabajo que pueden requerir llamar a un experto.

Sigue nuestra guía para reducir los costos de mano de obra y probar la instalación tu mismo.

Preparación

Limpia tu espacio de trabajo, asegurándote de que esté libre de desorden para dejar espacio para trabajar. Mide cuidadosamente tu habitación, tomando nota de las dimensiones específicas del lugar donde instalarás tu sistema.

Toma nota del impacto que tendrá el sistema de calefacción en la habitación; por ejemplo, ¿el sistema elevará los pisos a un nivel aceptable? Algunos tipos de pisos deben cumplir con las tolerancias al calor, por lo tanto, ten en cuenta el grosor de su capa base.

El piso debe ser plano e igualado, así que realice una verificación estructural y dé tiempo para reparar si es necesario. Si tu piso de madera necesita imprimarse, házlo antes de comenzar la instalación; de lo contrario, corres el riesgo de que se absorba la humedad del adhesivo.

¿Cuánto tiempo llevará el proceso de instalación?

Dependiendo del tipo de sistema, el tamaño y la cantidad de trabajo de preparación necesario, la instalación puede tomar de dos a cuatro días. Sin embargo, las habilidades y el conocimiento del trabajador también deben considerarse.

Cómo instalar calefacción por suelo radiante eléctrico

  1. Instalación de esteras
    La alfombrilla es fácil de instalar: córtala a la medida, conéctala al aislamiento y luego coloca las baldosas o el piso encima.
  2. Evaluar el espacio
    Coloca el sistema en las áreas que más se utilizan, es decir, frente al inodoro, el lavabo y la bañera. Evita instalar en áreas ocultas, como detrás de gabinetes, etc.
  3. Coloca el aislamiento.
    Asegúrate de que los aislamientos se asienten dentro de los cables o esteras para garantizar el calor. No olvides forrar las paredes con aislamiento de bordes también.
  4. Piso y azulejos.
    Ahora que el sistema está completamente instalado, coloca el piso o los azulejos encima.
  5. Preparando la electricidad
    Los entusiastas experimentados del bricolaje pueden instalar sistemas eléctricos de calefacción por suelo radiante, con la mínima ayuda de alguien calificado. La clave del éxito es siempre hacer tu preparación por adelantado.

Una vez instalado, ¡puedes cosechar las recompensas! La calefacción por suelo radiante eléctrica no solo le brinda una comodidad inmejorable, sino que también puede ahorrar en sus facturas de energía.

Debido a que la calefacción por suelo radiante funciona a una temperatura más baja que los radiadores estándar, los costos de calefacción se reducen y se puede lograr un ahorro de uso de energía del 10%.

Para las familias, la calefacción por suelo radiante también proporciona un entorno seguro: no hay superficies calientes de bajo nivel y tampoco hay mantenimiento. ¡Una inversión que vale la pena para muchos propietarios!

Related posts